viernes, 12 de junio de 2009

Martín Chambi, o América vista desde la lente india





Al Dr Quiterio Nuñez M. una suerte de Martín Chambi que el Perú le concedió a Venezuela


Si hay una persona que ha aportado a la imagen clásica de lo que es la América India, ese es Martín Chambi Jimenez(1891-1973) fotógrafo de origen quéchua que tiene el privilegio de haber rescatado las visiones de su pueblo, no desde la mirada del extranjero, que no deja de ser valiosa, sino desde su propia óptica india, sin marginalidades distanciadas, sin lástimas
avergonzantes, sin complejos étnicos, sin autodiscriminación y sobre todo, sin nacionalismos indigenistas mal sanos, sino desde la realidad cotidiana de cada día, tal como es, que no por ser común, deja de ser digna.



Sus retratos eran los mejor pagados por las élites peruanas de la época, pero, en cualquier mometo que podía, cargaba la cámara en una mula (foto inicial) para internarse en el medio rural indígena, que le daba los
mejores motivos de su trabajo, que no se limitó al simple registro, sino que experimentó con éxito formas artísticas de claro-oscuro inspiradas en la obra pictórica de Rebramdt.



Su legado es un testimonio de momentos
fundamentales para la historia del Perú, eventos como la llegada de la primera motocicleta al Cuzco, su ciudad de residencia, la llegada del primer vehículo, los trabajos de las primeras
líneas férreas, el primer aeroplano, y el tardío arribo de la industrialización a los Andes peruanos, además de los paisajes urbanos de esa ciudad seudo colonial que era el Cuzco y toda suerte de trabajos arqueológicos, para los cuales siempre tuvo buen olfato e
información privilegiada pues siempre era el primero que los exploradores llamaban, de hecho, Chambi fue el primer fotógrafo en revelar en sepia los hallazgos que hiciera Hiriam Bingham en Machu Pichu.






Sus inquietudes intelectuales, científicas y artísticas eran tan notorias que en un artículo de "El Tiempo" de Lima (1936) se leía lo siguiente: "Casi todos los trotamundos que han llegado a El Cuzco han ido a parar a la casa de Chambi,
debe ser que, además de fotógrafo es jabonero porque al parecer en su casa, quien no cae, resbala. Intelectuales, pintores, poetas, periodistas y todo aquel que de una u otra forma tenga su vida
consagrada al arte, es seguro que caerá por allá".
Aún hoy, todavía no ha sido cuantificado todo
el tesoro documental que este fotógrafo dejó a la posteridad, su nieto Teo Allain Chambi dice que son alrededor de 30 mil placas
(uno de los primeros formatos fotográfico) y 15 mil fotografías en rollos de distinto milimetraje, debidamente identificados y fechados, que están siendo clasificados para su eventual digitalización. Sin duda, Chambi constituye un patrimonio, no solo de la peruanidad, sino de toda la América, que debe sentirse orgullosa de su legado original, tanto como de su herencia mestiza.




Atlas Departamental del Perú, edi. Peisa S.A. Lima 2003
Historia de la Fotografía Marie Loup Sougez edi. Cátedra S.A. Madrid 1996
http://www.hoyesarte.com/
http://www.waldituni.blogspot.com/