miércoles, 26 de febrero de 2014

Paco De Lucía y la Intolerancia Política

No puedo desaprovechar la triste noticia de la muerte de Paco De Lucía para referirme a la situación de represión parapolicial que vive Venezuela en estos momentos.
Corría el año 1976, casi un año de que  el general Francisco Franco (1992-1975) hubiese fallecido, cuando De Lucía concedió una entrevista donde le preguntaron cuál era la mano más importante para la ejecusión de la guitarra. A lo que el músico respondió; que si bien las dos eran importantes, la que en
realidad guiaba la ejecusión era la izquierda pues ella indicaba lo que la derecha tenía que hacer. 
Pues bien, esta declaración fue suficiente para quedar tachado por parte de los fanáticos seguidores del Presidente fallecido, que días después lo interceptaron en una calle madrileña y lo sometieron en el
piso mientras que un tercer hombre pisaba con fuerza su mano derecha mientras le imprecaba: "¡Si no te sirve entonces no la necesitas!" Por fortuna alguien dió aviso a la policía a tiempo antes de que le inutilizaran la mano. No obstante tuvo que ser internado de inmediato.
Vale la anécdota para reseñar cómo los gobiernos de facto promueven grupos de civiles
tarifados, adoctrinados y hasta armados por ellos mismos para atacar a las protestas de los disidentes y opositores, de forma tal, que el gobierno no pueda ser acusado de manera directa por los organismos internacionales. Pasó en
Alemania, Italia, España, está pasando en Cuba y ahora le ha tocado a Venezuela.

viernes, 14 de febrero de 2014

La Mamá e' Tarzán

No se sabe si Tarzán creció creyéndose un simio o si sabía que era un ser humano. Aunque queda claro que tenía un reconocimiento de la otredad por aquello de "mí Tarzán, tú
Jame". Pero al margen de las consideraciones acerca de
Tarzán, aquí lo que nos ocupa es su madre (la de usted no, sino la de Tarzán) en Venezuela, cuando se alude a ella, lo que se quiere decir es que una persona es poseedora de un ego tan elevado que se cree la progenitora del rey de los monos, como era conocido el susodicho. También suele denotar, bien imposibilidades "este país lo va a arreglar la mamá de Tarzán" o negativa rotunda "esos reales se los vas a cobrar a la Mamá e' Tarzán...¿oíste?".
Por otra parte, en Venezuela, si usted está en la pileta y llega a fallar en la técnica de natación, de inmediato el entrenador le grita "¡Ahora vas  nadar tarzanea'o!" Pero en realidad, si alguien nadaba como Dios manda, ese era precisamente Johnny Weissmuller (1904-1984) pues en su juventud ganó 52 campeonatos nacionales estadounidenses, 5 medallas de Oro Olímpico y
1 de bronce y estableció un total de 67 récords mundiales ¿Cómo les quedó el ojo? Esto es para los que pensaban que se trataba de un mal actor, que no se aprendía los textos y que es más fácil andar con un guayuco, de rama en rama, gritando ¡ahahahahahahahahahah!, pues no, de verdad que Johnny se creía el "hijo de la mamá e' Tarzán".

Laureano Marquez / Mara Comerlati LIBREPENSADOR, Encarte "Siete Días" El Nacional, Caracas, 15 de septiembre 2013