El alma del espagheti western




En esta singular foto vemos al guardia civil en compañía, nada más y nada menos,  que de Lee Van Cleef, el villano por antonomasia, y Clint Eastwood,
el pistolero solitario.
La presencia del guardia (muy parecido al sargento García de El Zorro) delata que el paisaje o set corresponde a uno de los sugestivos parajes de Almería la semiárida provincia española, donde, debido a la ventaja presupuestaria que representaba la  peseta frente al dolar, fueron rodadas cintas como Por un puñado de dólares 1964, la muerte tenía un precio 1965, o El bueno el malo y el feo 1966 . Filmes icónicos que, junto a la banda sonora de Enio Morricone ─obra maestra por sí sola─ dieron nuevo auge a un género del cual parecía que ya se había dicho todo. Pero no. Porque alguien se propuso insuflarle nueva vida al inaugurar lo que fue llamado de manera despectiva espagheti western por su factura europea y porque los dierectores, en su mayoría, tenían ascendencia italiana, no obstante este macaroni western estaba destinado a revolucionar el género y marcar un antes y después en el mismo.


Sergio Leone (1929-1989) por lo parecido, no sé si llamarlo el Savater del cine, era un cineasta bonachón, gordo, barbudo y medio descuidado en su
porte. El artista sin pretensiones que las élites suelen rechazar, pero que, detrás de las cámaras, hacía magia para mantener el suspenso, estirando y acortando los tiempos para entretenernos con historias inolvidables que saben combinar la crudeza de la miseria humana con lo conmovedor de la prestancia moral.
Si a alguien Eastwood tiene que agradecerle, es a Sergio Leone, pues, no solo fue su mentor en su carrera como actor, sino que lo dotó de las herramientas, y sobre todo, de la visión de lo que es el cine. De hecho, entre ellos ocurre cierta metamorfosis donde se trucan los papeles:


 Sergio Leone se convierte en ese vaquero anónimo que parece inofensivo y que, para los poderosos, es motivo de risa,  que llega a un pueblo sin ley y sorprende a todos  cuando le devuelve la dignidad que la comunidad  había perdido 
(el western) y por otra parte, el actor, encasillado en el papel de “duro”, pasa a tener la herencia mágica del genio, la de su predecesor y antiguo mentor y (para no defraudarlo) termina por superarlo. Así que Clint Easwood se convirtió en el alter ego de Sergio Leone y viceversa.

-----




Foto del encabezado cortesía de el blog "El cine sin gafas"

Comentarios

Fran ha dicho que…
Que tal Alí!
Lo primero gracias por mencionarme, es toda una deferencia por tu parte. Hace años (si la memoria no me engaña debio de ser en 1988 mas o menos...)en un viaje visite la zona y por momentos te da la sensación de que en algun momento van a aparecer los malos a caballo...jeje Por cierto, solo una pequeña correción, es Almería. Efectivamente por aquellos años fueron varias las producciones de Hollywood que se rodaron aqui en España.
Lo dicho hermano, interesante como siempre tus entradas. Un abrazo!
JLO ha dicho que…
las fotos que incluiste son icónicas y ni que hablar de los actores... solo recuerdo ver este estilo de pelis en mi infancia, los domingos por la tv argentina...

y si, Fran sabe mucho de ésto... saludos master...
Alí Reyes ha dicho que…
FRAN Gracias mi hermano, ya estoy corrigiendo el entuerto

JLO en efecto José Luis, se trata de unos clásicos aunque te digo que Clin se agigantó más como director que como actor. Gracias mi hermano.
Mari-Pi-R ha dicho que…
Todavía se pueden visionar ya que siempre pasas un buen rato con ellas, son de las clásicas del oeste con su buen actor.
Un abrazo.
Genín ha dicho que…
No tengo mas remedio que decir el tópico, "parece que fue ayer" cuando estuve por esas tierras de Almeria por razones de trabajo...
Salud y abrazo
Colotordoc ha dicho que…
Todavía en Almería se encuentran estudios cinematográficos. En la costa mediterránea española, hay muchos estudios. El tsunami de la película "Lo imposible", fue "hecho" en Alicante.
Fui fan de esas películas, que las pasaban los domingos en la tarde en Venevisión...

Saludos Alí
lola ha dicho que…
Hola Alí,
Esa trilogía es muy buena, y la música de Morricone excepcional. A mi mami q.e.p.d le encantaba Clint Eastwood, no había película de él que no viera. Y a mí, me gustan, aparte de esta trilogía, su primera película como director: Escalofrío en la noche y Sin perdón. Lo que nunca podré olvidar, como una pesadilla, es al actor todo almibarado cantando una canción de amor en La leyenda de la ciudad sin nombre.
Saludos,
virgi ha dicho que…
Hola Alí. A mí me encanta el spagueti western, pues aunque no es el auténtico tuvo una originalidad muy interesante, sobre todo las famosas de Sergio Leone con la música ya inolvidable.
Abrazo gordo, gordo.
Isa ha dicho que…
Me encantan los relatos tuyos! Y pasé a buscar. Gracias a Dios por tu vida, Alí, sé que Él te ayudará. Un saludo grande!
Alí Reyes ha dicho que…
MARI PI sin duda, unos verdaderos clásicos

GENÓN Pero al menos estuviste ahí...Buenísimo

MANUEL ¿cuándo te ibas a imaginar que ibas a vivir cerca de esos set?

LOLA De verdad te insisto ola. Este hombre se superó como director más que como actor

VIRGI a mí también. No importa que fuese una imitación, en realidad superó a la original

ISA Dios te bendiga Isa, te voy a pedir la oración porque voy a tomar una decisión importante


lola ha dicho que…
A ver, a mí me gusta mucho Eastwood en sus dos facetas, pero es que lo del canto con el sombrero aquél tan ridículo y esa camisita de flores, no sé, no lo veo yo como me gusta a mí. Y que conste, que el caballero también canta, y no lo hace del todo mal.
https://www.youtube.com/watch?v=0QH4Y9aqzyA
Alí Reyes ha dicho que…
...risas...hay que ver que tienes cosas graciosas
Felicidades por este sustancioso y breve artículo. Muy interesante como todas tus entradas, documentadas y entretenidas.

Entradas populares de este blog

Estefanía / Cuando una Telenovela "Hace Historia" en todo el sentido de la Palabra

El bosque artificial más grande del mundo...¡A salvarlo!

La Balalaika / libro completo